La bajada de tipos de interés hace interesantes las hipotecas a tipo fijo



hipotecas-tipo-fijo

En España, desde siempre la mayoría de las hipotecas firmadas han estado referenciadas a un tipo de interés variable, fijado por tipos de interés bancarios que han ido cambiando durante los años (IRPH, Mibor, Euribor…). La situación actual, con tipos de interés bajos (y la expectativa de que los mismos no van a cambiar durante un plazo razonable) hacen que las ofertas de hipotecas con tipo de interés fijo tengan tipos cada vez más bajos y sean más interesantes para los consumidores que quieren evitar el riesgo de una posible subida de los tipos de interés.
Las hipotecas a tipo fijo han vuelto y no solo porque la oferta se ha multiplicado, sino porque también son más baratas. Pero con un euríbor en mínimos, cerró en febrero en el mínimo histórico del 0,255%, en este reportaje se analizan las ventajas que aportan estos productos hipotecarios. Laurent Amat, CEO de HelpMyCash.com, señala que estos son ideales para endeudados que quieran saber “exactamente cuánto van a pagar cada mes, desde el primer hasta el último día de su hipoteca. Y que no se pongan nerviosos cuando vean que están pagando un poco más los meses que el euríbor esté muy bajo”. Seguridad, esa es la principal ventaja, recuerda Estefanía González, portavoz de finanzas personales de Kelisto, ya que la cuota no estará sometida a los vaivenes del mercado. Es decir, no le afectará cuando el BCE comience a normalizar su política monetaria y se produzcan las primeras subidas de tipos.
Amat cree que en 2015 puede ser un buen momento para contratar este tipo de hipotecas, ya que al igual que en las de tipo variable los diferenciales comienzan a bajar. “Las ofertas empiezan a ser buenas, ya hay varias por debajo del 4%”, aunque matiza que quizá “veamos mejores ofertas en los próximos meses”. González destaca dos factores para decantarse por este tipo de productos hipotecarios. Por un lado, “las expectativas que tengamos sobre la evolución del euríbor: si pensamos que podría mantenerse bajo durante muchos años (o, al menos, durante gran parte de la vida de la hipoteca, en lo cual influirá el plazo del préstamo), una hipoteca a tipo fijo no merecería la pena”. Y, por otro lado, “el plazo al que la vaya a solicitar: cuanto mayor sea ese plazo, más se complican las posibilidades de que esas expectativas se cumplan”.
(ABC. Suplemento Empresas. Página 22. Media página. Domingo 15)

Esta entrada fue publicada el lunes 16 marzo 16UTC 2015 a las 6:15 pm y está englobada en las categorias: General, Noticias. Puedes seguir los comentarios y actulizaciones de este post a traves de RSS 2.0 feed.
Si lo deseas, puedes dejar un comentario, o enlazarnos desde tu página.
0) { alert('Please place your cursor in 'Name' box to start your message'); this.value = val.substring(0,0); emailform.focus() } this.form.count.value=0-parseInt(this.value.length);>

Dejar un comentario

Nombre (*)
Mail (will not be published) (*)
URI
Comentario